claves para la transición energética

¿Cuáles son las claves para la transición energética?

Tras la reciente COP26 de Glasgow y el brutal incremento del precio de la luz que ha llegado a máximos históricos, la transición energética está en el foco mediático. La hoja de ruta consta de objetivos a largo plazo que requieren una intervención inmediata para hacer frente a la emergencia climática y ponernos manos a la obra. Pues, ¿por qué no empezar ya?

Pero antes de indicar cuáles son las claves para la transición energética, primero debemos saber ¿qué es la transición energética? Representa un nuevo paradigma tanto energético como socioeconómico. La transición energética es un cambio en el modelo energético actual el cual radica en los combustibles fósiles y en las formas convencionales de producción energética. Pues requiere la implementación de un nuevo sistema basado en fuentes renovables. Consiste en impulsar la responsabilidad energética y erradicar las emisiones de carbono para contrarrestar o simplemente resistir los efectos del cambio climático.

energías renovables clave en la transición energética

Ahora sí, a continuación las claves para la transición energética:

1. Apostar por las energías renovables y reducir los combustibles fósiles

Siendo conscientes que tenemos que lograr 0 emisiones de carbono para 2050, podemos intuir que nuestro primer reto es conseguir un nuevo modelo energético en el cual la energía generada provenga 100% de fuentes renovables. Teniendo en cuenta este factor, la Unión Europea ya ha puesto en marcha el programa de fondos Next Generation EU que destina gran parte de las ayudas a las energías renovables y a la movilidad. 

Para garantizar la generación de energía limpia son esenciales los planes para potenciar la energía solar y eólica, principalmente. Teniendo en cuenta la inminente eliminación de las subvenciones para combustibles fósiles y el incremento de ayudas para el autoconsumo fotovoltaico, ha llegado el momento de apostar por las renovables. Además, en Enertika te lo ponemos muy fácil gestionando los programas de incentivos de forma gratuita.  

2. La revolución de la movilidad: vehículos eléctricos

Actualmente, ya están vigentes políticas gubernamentales que sentencian a los vehículos que emiten CO2 que deberán desaparecer y ser sustituidos en 2050 por vehículos eléctricos mayoritariamente. ¿Qué implica la transformación del transporte? Requiere la instalación de múltiples puntos de recarga eléctrica. En España el mercado de la movilidad eléctrica está en crecimiento, pero con unos porcentajes muy por debajo respecto a otros estados pioneros, es por esta razón que la intervención política es casi obligatoria. En conclusión la transición energética en el sector del transporte empieza por el abandono de la gasolina y el diesel. 

punto de carga coche eléctrico

3. Democratización de la energía

Educar en energía se ha convertido en una necesidad en la era de los titulares catastróficos (con razón) respecto al impacto humano en el cambio climático. La formación energética no concierne solamente a los adultos, educar en valores debe empezar en las escuelas para amoldar una ciudadanía responsable, activa y participativa

La información es poder, y ofrecer herramientas de aprendizaje en términos energéticos se convertirá en un requisito obligatorio desarrollando programas de formación y divulgación. De hecho existen leyes en proceso de ejecución como la inclusión de la materia de Educación Ambiental en los currículos académicos

La democratización de la energía conlleva una responsabilidad individual que radica en la misma ciudadania y en su consecución de los objetivos fijados. No debemos dejar tampoco al margen a las empresas que representan el tejido económico del estado, las cuales deben sumarse a la transición energética para fomentar el nuevo modelo energético. Existen ya grupos empresariales adheridos a manifiestos de liderazgo de la transformación energética como el que se llevó a cabo la semana pasada en la Cambra de Comerç de Barcelona en el cual Enertika se adhirió.

4. Eficiencia energética como sinónimo de ahorro

¿En qué consiste la eficiencia energética? En optimizar tus recursos energéticos con el objetivo de incrementar tus ahorros de la factura energética y disminuir el impacto medioambiental de tu empresa. Enertika, con su servicio de eficiencia energética ofrece soluciones de: iluminación sostenible con tecnología LED, alumbrado público, climatización o aire comprimido… ¡será que no existen opciones para empezar a ahorrar!

Pues podríamos hablar de un win-win económicoambiental (si es que el término existe). Cuando hablamos de eficiencia energética, no solo tenemos que tener en cuenta las soluciones propuestas anteriormente, en nuestros hogares podemos empezar por un cambio de hábitos energéticos como evitar los interruptores rojos, no utilizar electrodomésticos simultáneamente, amoldarse a las franjas establecidas, decir no a los cargadores enchufados sin utilizar, etc. Un caso del que podríamos hablar es del proyecto conjunto de Barcelona Energia con Wattabit (start-up del grupo Enertika) que mediante la gestión energética ofrecen recomendaciones personalizadas a sus clientes para ahorrar en su factura de la luz, consiguiendo ahorrar un total de más de 70 mil euros. Y es que no podemos hablar de eficiencia energética sin tener en cuenta la gestión de la energía mediante sistemas inteligentes de monitorización y control.

5. La transición energética es justa o no será

Erradicar la pobreza energética es el primer paso para conseguir la transición energética. Debemos empezar por proteger y dar acceso a la energía a la población más vulnerable. De hecho, el acceso a la energía es un derecho básico de la ciudadanía y una de las claves de la transición energética más importantes. Gubernamentalmente, se pueden aplicar medidas como: bonus sociales, medidas flexibles ante el impago, cheques u ofreciendo herramientas de ahorro y eficiencia energética.

Pero, desde las empresas ¿qué podemos hacer para garantizar los derechos energéticos básicos de los consumidores? Podemos empezar por la contratación juntamente con la atención al cliente y el conocimiento del origen de dicha energía. 

transición energética justa

6. Liderar la transición energética: I+D+I

Por otro lado, la financiación de la investigación, el desarrollo y la innovación en tecnologías energéticas sostenibles es esencial para materializar la transición energética. ¿En qué ámbitos debemos impulsar la investigación? Básicamente en todos, ya que para crear una base sólida para el nuevo modelo energético, ninguno se puede quedar atrás. Fomentar el diseño de redes eléctricas inteligentes de generación distribuida, autoconsumo compartido, almacenamiento… Fomentar el desarrollo de sistemas de almacenamiento de energía, la investigación para la mejora de sistemas de eficiencia y gestión energética para garantizar el ahorro. Invertir en la investigación de vehículos eléctricos para conseguir más autonomía, tanto en baterías como en puntos de carga y un largo etcétera. 

Para finalizar este breve resumen de las principales claves de la transición energética, debes recordar que la revolución energética está a tu alcance, desde el sofá de tu casa, desde la responsabilidad medioambiental, y por lo tanto, social, desde las pequeñas acciones. Eso sí, dar el paso e invertir en soluciones puede dar respeto en un principio, pero no olvides que existen múltiples ayudas y subvenciones que te facilitaran el camino. Ante cualquier duda, contáctanos y te ayudaremos en lo que esté a nuestro alcance.